¡A la calle! que ya es hora.

11 de septiembre de 2007

Las amenazas

Cuando la ministra de Cultura amenaza con retirar el concierto a los colegios que no impartan la asignatura de Educación para la Ciudadanía no está haciendo otra cosa que defender el propio concierto. Su nombramiento tenía como misión la creación e implantación de un sistema de lavado de cerebros y !voila! ahí la tienen. Su concierto es, proporcionalmente mayor que el de los colegios y por lo tanto no quiere perderlo.

No es que los colegios concertados se hayan batido el cobre en pro de la libertad y el derecho de los padres a educar a sus hijos en los valores que consideren oportunos, no. El mérito está en el coraje de los padres que hemos empezado a hacer notar nuestra disconformidad y a defender el derecho constitucional que nos ampara.

Pero lo que la ministra no calcula es que la mayoría de los colegios concertados que no impartan la asignatura este año, no lo harán porque se ha retrasado la implantación de la misma. Mientras se retrasa, por decisión del gobierno autonómico o judicial, se ganará tiempo para que el recurso de los padres ante la justicia obtenga un veredicto. Mientras tanto los padres buscaremos todas las salidas legales que permitan resistir a la intención de este gobierno de manipular a nuestros hijos.
Acabo de leer que el presidente del gobierno busca la reválida de los votos en las próximas elecciones, sólo por este intento totalitario de modelado de mentalidades infantiles los electores deberían reaccionar y demostrar con su voto que son libres y defenderán la libertad antes que otra cosa. Pero ya se sabe en España prima el gusto por la subvención y el dejarse mandar si el que manda y dicta lo que debemos pensar se ha colocado la etiqueta de progresista.

Por mi parte, la señora ministra (de cuota, por supuesto) se puede guardar las amenazas donde buenamente le apetezca, mi hija no asistirá a su sesión colectiva de lavado de cerebro mientras yo pueda evitarlo.

0 Comment:

Publicar un comentario



<< Home