¡A la calle! que ya es hora.

2 de agosto de 2007

No cabía un alma

El Gobierno del PSOEz promocionó a la cúpula de la Policía a Mauricio Moya Lucendo, a pesar de que tenía pendiente una sentencia a un año de cárcel, condenado por acoso sexual de una inspectora.

El Fiscal General del Estado -o sea, el Gobierno del PSOEz- instó el secuestro de una publicación española por utilizar caricaturas soeces -si sabrán ellos- de la familia real española, con el fin de criticar una medida dizque de mejora de la natalidad. Menos mal que no dijeron natividad.

Agresiones imperdonables contra la libertad de expresión y contra la «principal libertad de la persona, la libertad sexual» (alguna boba del Gobierno dixit).

Total, que he salido a comprar el pan y no se podía dar un paso, la calle de bote en bote de feministas y titerectuales protestando. Ya digo, no cabía un alma.



<<<>>>
- Gallardón, hijo, ¿no has visto a Piqué? Pues, hala, anímate.

0 Comment:

Publicar un comentario



<< Home