¡A la calle! que ya es hora.

26 de septiembre de 2006

Democraticemos el destino de los impuestos

Ahora los paganos de hacienda podrán decidir si el 0,7% de sus impuestos se empleará en financiar a la iglesia católica. No son los curas sólo lo que se financia, es el trabajo y la labor social de organizaciones sin las cuales ahora el panorama social sería devastador.
También, en aras de un tratamiento equitativo, podrán hacer lo mismo con las ONGs variadas.

Esto es un paso importante en la democratización del destino de nuestros impuestos, pero me parece que quedarse aquí es quedarse en lo superficial.

Debemos pedir a este bobierno que deje de subvencionar partidos políticos, sindicatos o el cine español sin ir mas lejos. Que cada uno se financie con las aportaciones de afiliados o contribuciones (para partidos y sindicatos) y que arriesguen su dinero los productores o busquen colaboraciones con empresas privadas (en el caso del cine).

Seguro que con el fin de conseguir más apoyos de afiliados los partidos políticos mirarían al ciudadano que pasea y que potencialmente les pagaría una cuota y se preguntarían ¿que puedo hacer yo por él?. De los sindicatos más o menos lo mismo, solo que digamos que empezarían a pensar en el trabajador en vez de en las prebendas que ellos consiguen. Del cine decir que ya que subvencionamos sus películas lo menos que se espera es que no nos cobren un impuesto cada vez que compramos un cd, dvd, ordenador o mp3 por ejemplo por no decir que no invitan ni a palomitas (y la pelicula la subvencionan con nuestos impuestos)

0 Comment:

Publicar un comentario



<< Home